Image Image Image Image Image
Scroll to Top

To Top

creatividad e inspiración

02

Nov
2011

2 Comments

In creatividad e inspiración

By AnaMaria

uniformada

On 02, Nov 2011 | 2 Comments | In creatividad e inspiración | By AnaMaria

Y sino para que hacerse un tutú.

Sino para que tra­ba­jar desde casa.

 

 

25

Oct
2011

No Comments

In creatividad e inspiración

By AnaMaria

hacer más errores

On 25, Oct 2011 | No Comments | In creatividad e inspiración | By AnaMaria

He estado un poco tra­bada con mi tra­bajo. No con la parte que tiene que ver con solu­cio­nar pro­ble­mas, con estra­te­gia por decirlo así.

Sino con la parte que tiene que ver con crear, con gene­rar ideas grá­fi­cas. Esa parte que por lo gene­ral es mi favo­rita. Me resulta pesado y lento. Como si solo logro tener una idea y una que no me con­vence. Y no con­ven­cida me estanco.

Ahora tengo una reunión de esas con alguien que no me conoce y tengo que pre­pa­rar un por­ta­fo­lio. Y rebus­cando en mi archi­vos encon­tré, no solo cosas que me gus­tan, sino tam­bién las millo­nes de ideas recha­za­das que están detrás. Ideas más-o-menicas que por buena razón que­da­ron atrás pero que incluso me acuerdo cuando era todo lo que se me ocu­rría para ese proyecto.

Ver todas las ideas que hay que pro­po­ner y recha­zar para dar con algo que fun­ciona me recordó que así es como se echa pa’lante. Tie­nes que pro­ce­sar la idea 3.4 para lle­gar a la que funciona.

Ahora estoy más ins­pi­rada. Para tra­ba­jar y para equivocarme.

11

Oct
2011

No Comments

In creatividad e inspiración

By AnaMaria

Navegando quién soy

On 11, Oct 2011 | No Comments | In creatividad e inspiración | By AnaMaria

Mi nave­ga­dor de inter­net dice mucho sobre quién soy. Creo que el único que hay que acla­rar es Super­tramp: es Ale­xan­der Super­tramp  de la peli de Into the Wild y ahí pongo mis pla­nes de aven­tura. Por ejem­plo, tiene todo un fol­der dedi­cado a Jackobs­weg. Ok— soy una aven­tu­rera nerd, me puedo dar cuenta.

Luego  esta el de Hada que es nuevo, Javi me con­vir­tió en un hada que era el sueño de mi vida. Aún más increí­ble es que me he dado cuenta que tengo mucha gente alre­de­dor que me lo recuerda cuando se me olvida.

Es impor­tante ano­tarse y recor­darse todo lo que uno quiere y todo a lo que uno aspira, por­que puede ser que poco a poco te des cuenta que te estás con­vir­tiendo jus­ta­mente en eso.

 

 

 

 

07

Oct
2011

One Comment

In creatividad e inspiración

By AnaMaria

Una hormiga asombrosa

On 07, Oct 2011 | One Comment | In creatividad e inspiración | By AnaMaria

Bor­ges decía que para Dios, noso­tros somos como hor­mi­gas. Es increí­ble que una hor­miga a tra­vés de su tra­bajo de hacer elec­tró­ni­cos, de dise­ña­dor, de cuenta cuen­tos y de visio­na­rio pueda lograr tocar a la huma­ni­dad entera.

No puedo agre­gar nada, pero Steve Jobs es defi­ni­ti­va­mente una hor­miga que dejó este mundo mejor y es un gran ejem­plo de una vida bien vivida.

Se puede apren­der mucho, aquí les apunto a tres ejemplos:

Lava­dora

Dejar el ego a un lado y tra­ba­jar en ser­vi­cio de los demás. Estu­diar cui­da­do­sa­mente lo que su fami­lia valora:

¿Nos importa más que se pueda lavar en una hora o que tarde más? ¿O nos importa más que la ropa quede más suave y dure más? ¿Nos importa usar una cuarta parte del agua que se usa usualmente?

El buen diseño es trans­pa­rente por­que resulta intui­tivo y eso es el resul­tado de enten­der cómo alguien usa un apa­rato y qué es impor­tante para él.

 

Zapa­ti­llas enlodadas

Tomarse el tiempo para dar un paseo aún al tra­ba­jar intensamente.

 

Real artists ship.

No sé exac­ta­mente cómo tra­du­cir esa frase, pero en forma más burda puede decirse que el ver­da­dero artista no habla paja, sino que HACE cosas.

No cual­quiera encuen­tra esa mez­cla mágica entre el diseño y los nego­cios, pero hay bue­nos ejem­plos. Aquí pro­po­nen como su gemelo al arqui­tecto Nor­man Fos­ter. No todo es ‘bonito,’ para muchos debe ser un patán pero esa es parte de com­pro­me­terte con una visión. Y eso es impor­tante tam­bién. Así como equi­vo­carse. Rotundamente.

 

Somos peque­ños y nues­tro tiempo en el mundo es corto. Nues­tro único tra­bajo en el mundo es rea­li­zar nues­tra pasión. Tra­ba­je­mos como hormigas.

 

28

Jul
2011

One Comment

In creatividad e inspiración

By AnaMaria

Dejar las luces encendidas

On 28, Jul 2011 | One Comment | In creatividad e inspiración | By AnaMaria

El lunes acom­pañe a Viki a un taller de 4 horas. Cuando lle­va­ba­mos ya unas 3 horas 45 minu­tos anun­cia­ron que afuera había un carro con las luces encen­di­das, placa tal tal tal. Sabía que era el mío aun­que no me sé mi placa. Pero, como me daba ver­güenza no que­ría decir que era mío. Por suerte no me quedé sin bate­ría por­que estaba en ClaytonTown.

Como me daba ver­güenza no que­ría levan­tarme, así que Viki dijo que ella iba. Pero no encon­traba la llave. Por­que había dejado las lla­ves den­tro del carro. No solo había dejado las luces encen­di­das, habia dejado tam­bién el carro andando.

Menos mal que el taller había sido intere­sante. Son esas ini­cia­ti­vas para empren­de­do­res de la ciu­dad del saber. Me encanta el taller, por­quen es super buena vibra escu­char las ini­cia­ti­vas de la gente y que muchos tie­nen bue­nas ideas y ya vie­nen bien plan­tea­das. Ahí algo en el aire que es como si se encen­diera y se com­parte muchí­simo. Ideas, pen­san­miento crí­tico, posi­bi­li­da­des, pun­tos de vista, expe­rien­cias per­so­na­les. Gente super. Lo único que no me gusta es que pasan muchos TEDs, sobre todo por­que ya van varios que he visto antes; pero entiendo per­fec­ta­mente por­qué lo hacen. Y TED es lo máximo.

Esa pri­mera jor­nada una de las ideas prin­ci­pa­les era no cegarse por estar pen­diente de una sola cosa. Eso es impor­tante no solo para los nego­cios sino para la vida. La idea de estar con­cien­tes, cen­tra­dos y ver lo que real­mente ocu­rre a nues­tro alrededor.

Bueno, me tocó el más lindo ejem­plo. Por­que cuando esta­ba­mos en el esta­cio­na­miento sin mucha idea de cómo iba­mos a hacer. Con todo y que había­mos encon­trado un gan­cho de ropa y otra gente usar­los para abrir puer­tas tran­ca­das. Habían dos per­so­nas en otro carro que esta­ban como muy pen­dien­tes. Mira­ban, no decían nada, baja­ron las ven­ta­nas. Todo el mundo se iba poco a poco. Pero ellos final­mente nos pre­gun­ta­ron que había pasado y rapi­da­mente esta­cio­na­ron y se pusie­ron a tra­ba­jar como si, no sé, como si fuera tam­bién su problema.

Pasó un mon­tón de tiempo. Revi­sa­mos dis­tin­tas teo­rías. Luego salió una pareja que conozco un par de per­so­nas más. Y todo el mundo a ayu­dar­nos. Bueno, a reírse de mi y a ayu­dar­nos. Todo el mundo gene­rando hipo­te­sis pero tam­bién tra­ba­jando. Bus­cando deses­pe­ra­da­mente abrir el carro.

Y final­mente, des­pués de que varios fue­ran refi­nando la téc­nica del gan­cho al pes­ti­llo. Final­mente Ricardo, un chico que la ver­dad conozco poco, dió y dió y puff se abrio. Lo que más me gustó fue su vic­to­ria. Por­que era el pri­mer carro que había logrado abrir sin llave.

Gran ale­gría para todo nues­tro grupo impro­vi­sado en el esta­cio­na­miento. Cele­bra­mos ali­via­dos y cada quién cogió su camino.

No sé cómo se puede agra­de­cer ese esfuerzo. Qué tran­qui­li­dad saber que hay gente así de buena que va por el mundo dis­puesta a ayu­dar, que aún sin saber cómo ter­mina sacan­dote del pro­blema. Qué paz saber que cuándo uno mete la pata ‚y mucho, hay gente ahí para reírse de ti. Para reírse con­tigo y celebrar

El pro­yecto de Viki tiene muy buen poten­cial y estar con un grupo aza­ro­za­mente impro­vi­sado para revi­sarlo, darle pers­pec­tiva y enca­mi­narlo le va a dar un empu­jón imporatante.

Seguro todos, com­par­tiendo la expe­rien­cia, lle­ga­re­mos lejos. Aun­que sea con lo poco que quede de gasolina.

24

May
2011

3 Comments

In creatividad e inspiración

By AnaMaria

Es posible que me boten del trabajo

On 24, May 2011 | 3 Comments | In creatividad e inspiración | By AnaMaria

Le escribí este correo a las 3am:

Gra­cias por con­si­de­rarme para este pro­yecto. La ver­dad es que no tengo sufi­ciente infor­ma­ción con la reunión de ayer para hacer una pro­puesta.1

Lo que reco­men­da­ría es que pien­sen en un re-diseño2. Para eso deben enfo­carse en crear una guía de estilo. Ahí se deben defi­nir todos los aspec­tos de diseño para su pro­yecto XXX.  Desde la tipo­gra­fía, tamaño de tex­tos y paleta de colo­res, hasta el uso del espa­cio en blanco3.

Aun peque­ños cam­bios pue­den tener gran impacto. El diseño va más allá de usar un tem­plate y foto­gra­fías bara­tas; es crear un estilo visual para crear valor y dejar bri­llar al con­te­nido. Toma una can­ti­dad sus­tan­cial de tra­bajo, pero su pro­yecto se lo merece.

Mucha suerte,

Aun­que pueda pare­cer gro­sero es mucho menos duro que los pri­me­ros borra­do­res. Y es que esa reunión fue real­mente un plomo, con todo y que al prin­ci­pio me pare­ció que sonaba intere­sante.  Estoy a punto de poner en el web que solo tra­bajo con gente que entiende mi sen­tido del humor. Claro que enton­ces si que voy a que­brar. Jaja. JA.4

  1. Sobre todo por­que en esa reunión solo me con­ta­ron sus pre­jui­cios sobre que la gente crea­tiva no es dis­ci­pli­nada []
  2. Sería un diseño real­mente, por­que aun­que ten­gan años con el pro­yecto se nota que NUNCA se ha dise­ñado []
  3. Tan mara­vi­lloso que puede ser el espa­cio en blanco []
  4. Y para mis cole­gas: Sien­tanse libres de copiar y pegar y usar todo lo del texto que apli­que para cons­tar a los sus clien­tes. O para escri­bir el mail, seaho­garse y luego borrarlo sin enviarlo como hace la gente nor­mal. Creative Commons License Este texto tiene una licen­cia dis­tinta del resto del con­te­nido de Palabrerio.com Crea­tive Com­mons Attri­bu­tion 3.0 Unpor­ted License. []

La muerte no huele a Javi

Javi ha publi­cado su pri­mera novela. Se llama La Muerte No Huele A Nada.

Javier Mar­tí­nez Madrid no es mi mejor amigo en Madrid, es mi mejor amigo en esta gala­xia. Lleva las letras a otro nivel, a un nivel en el que me ha con­ver­tido en un Hada y ese es mi sueño desde que tengo 9 años. Así que si yo hablo de su novela, no va a ser con obje­ti­vi­dad, va a ser con el corazón.

Parece que cuando se escribe en la pri­mera per­sona a la gente le da muchas ganas de adi­vi­nar lo que hay detrás. Es fácil pen­sar que no hay fic­ción sino que un autor se pone allí a con­tar cosas que han pasado. Y viene todo eso de qué fue lo que “real­mente” suce­dió. Eso no viene al cuento por­que la fic­ción lo que real­mente hace es cons­truir: cons­truir un sen­tido que no tiene la vida y lle­gar a ver­da­des pro­fun­das que de dia­rio no se ven.

Un autor se pone en su obra, sea en pri­mera per­sona o no. Por­que el arte no puede salir de otro lado que del cora­zón y de las tri­pas. Y esta es, jus­ta­mente, una novela que va de des­tripe, de ese des­tripe que hace el amor.

Uno le busca sen­tido al amor y la pér­dida y se vuelve loco, se des­tripa o se entu­mece. Las dos pri­me­ras opcio­nes due­len pero la ter­cera mata. De la bús­queda y el dolor y las tri­pas salen nove­las como esta, nove­las que tocan un ner­vio uni­ver­sal. Y lo que ha logrado hacer Javi en esta novela es grande.

La his­to­ria engan­cha desde el pri­mer momento y tiene mucho de Madrid, mucho de miedo a enamo­rarse, mucho de deses­pe­ra­ción y mucho de pasión. Y no tengo otra manera de des­cri­birla y lo he hecho bas­tante mal, pero acá pue­den leer el pri­mer capí­tulo y hacerse su pro­pia idea.

— — —

 

Punto aparte pongo una foto de Jonas, el nues­tro no el de la ficción—

 

La alegría cobra vida

On 01, Mar 2011 | One Comment | In creatividad e inspiración, Jardinera Urbana | By AnaMaria

Lo amargo hace que más dulce el sabor dulce.  Aun­que soy pro-alegría-y-felicidad y tam­bién irre­me­dia­ble­mente opti­mista. Hay días en que miles cosas peque­ñas me due­len y me dejo angus­tiar, no sé, se me enreda la cabeza. La ver­dad es que muchos, muchos días son así. No sé por­que, creo que lo uno va con lo otro. Creo que no cele­bra­ría tanto las ale­grías si tuviera otro caracter.

Pero a veces la paso un poco mal y de un rato acá estaba como en una mala racha. O quien sabe no era nin­guna mala racha sino que que me estaba cos­tando más tra­bajo la racha nor­mal. Y ahora me ha vuelto la vibra de feli­ci­dad vibrante. De con­mo­verme con las peque­ñas mara­vi­llas. Pasar más tiempo boquia­bierta con tanto tanto tanto amor y cariño desen­fre­nado hay en mi vida.

¡Y cuan­tas bendiciones!

Pero eso tam­bién me ate­rra. Estoy a un paso de ser una de esas per­so­nas que le dice a la gente “Dios te ben­diga,” para disi­mu­lar digo gene­ral­mente “ben­di­cio­nes.” No lo puedo evi­tar. Será la edad, que se yo.

O serán las cosas increí­bles como esta:

El camote cobró vida.

convertir el estudio en una recámara

Si han visto apar­ta­men­tos con un agente de bie­nes raí­ces, han escu­chado ese asunto de que hay un estu­dio pero fácil­mente se puede con­ver­tir en una recá­mara. Entiendo que lo hacen por­que los pro­mo­to­res de los edi­fi­cios tie­nen algún bene­fi­cio al ins­cri­bir su pro­yecto con menos habi­ta­cio­nes, enton­ces dejan la habi­ta­ción sin puerta o algo así y lo lla­man estudio.

Pero tener un estu­dio en casa tiene enor­mes bene­fi­cios. Un estu­dio, como mi estu­dio de diseño que queda en una de las habi­ta­cio­nes de mi casa, es un sitio para nues­tros pro­yec­tos, para “estu­diar” opcio­nes y resol­ver pro­ble­mas crea­ti­va­mente. Tam­bién puede ser un espa­cio para tra­ba­jar con las manos, para coser o para dedi­carse a hacer pro­yec­tos de ins­truc­ta­bles.

Todos tene­mos men­tes crea­ti­vas y dis­tin­tos talen­tos. La vida se hace más rica si los per­se­gui­mos acti­va­mente. Si hace­mos espa­cio para dis­fru­tar nues­tras pasiones.

Vol­ver­nos gente del rena­ci­miento y desa­rro­llar nue­vas habi­li­da­des son bue­nas metas. Por qué no tra­ba­jar en ello en vez de echar­nos a dormir.

Si tus pasio­nes son lite­ra­rias pue­des ani­marte al taller de escri­tura que empieza este sábado.

De pie frente al escritorio

On 21, Jan 2011 | One Comment | In creatividad e inspiración, de-escribir | By AnaMaria

El lunes mien­tras leía este artículo, y digo mien­tras por­que no había ter­mi­nado de leerlo cuando había hecho el cam­bio, me mude de mi escri­to­rio de vidrio a uno impro­vi­sado con un librero para estar de pie.

Lo venía pen­sando desde que leí “Stand up while you read this!” Lo pri­mero que dicen es que no pue­des te sal­vas si corres todos los días. Me parece bas­tante intui­tivo eso de que los huma­nos este­mos hechos para estar de pie.

Ade­más de cual­quier efecto salu­da­ble de mejo­rar la pos­tura o la cir­cu­la­ción, encuen­tro que tra­ba­jar de pie tiene un efecto sobre la mente. Me siento más con­cen­trada, mejor enfo­cada y hasta más pro­duc­tiva. Como con cierta ener­gía adi­cio­nal. Los pri­me­ros días  no sentí nin­guna moles­tia. Fue hasta el miér­co­les que empecé a sen­tirme muy can­sada. Así que bus­que tareas para estar más tiempo sen­tada el jue­ves y hoy ya estoy com­puesta. Eso de ale­jarte un rato del escri­to­rio tam­bién ayuda.

Y que sor­presa encon­trarme que en un artículo sobre la Anto­lo­gía del Cuento Nor­te­ame­ri­cano de Richard Ford con que “Heming­way solía escri­bir de pie.” El autor, San­chez Mejía, hace un para­lelo con su experiencia:

[…]cuando empecé a escri­bir mis pri­me­ros cuen­te­ci­tos intenté escri­bir un par de ellos al estilo de Heming­way, tam­bién de pie. Mi madre, una hol­gui­nera in extre­mis como la mayo­ría de los hol­gui­ne­ros, me dijo: “¿Qué haces escri­biendo de pie? ¿Te has vuelto loco? En esta casa no se escribe de pie”. Qui­zás lo que le moles­taba a mi madre no era que yo per­ma­ne­ciera de pie con la vista per­dida o ras­pando el papel con devo­ción frente a un atril que mi padre, en sus esca­pa­das de la fábrica de embu­ti­dos, había cons­truido para mis pri­me­ros cuen­te­ci­tos. En reali­dad lo que le moles­taba eran mis extra­ños paseí­tos por la casa, en busca de la pró­xima ora­ción. Tal vez ella intuía que cuando se escribe de pie las ora­cio­nes no se con­ca­te­nan de modo natu­ral. Entre una ora­ción y otra hay un espa­cio muy largo que se resuelve con el silen­cio o con otras ora­cio­nes bre­ves, elíp­ti­cas, cada una recla­mando para sí su pro­pio tempo de lectura

Cuando me canso me voy a sen­tar en mi otro escri­to­rio a leer, a escri­bir y a dibu­jar. Y como estoy lejos de twit­ter, face­book y todo aque­llo, tam­bién siento que me con­cen­tro mejor. Me aleja tam­bién del impulso de lle­var un boceto direc­ta­mente a la compu y dar más tiempo a pen­sar sobre el papel. Para pen­sar ayuda mucho moverse. Cami­nar suelta las ideas.

Me gusta mucho la dis­tri­bu­ción del espa­cio ver­ti­cal. Tengo espa­cio para tener mi cua­derno justo frente al monitor.

El tablet con el teclado van en la siguiente tabli­lla. Tuve que ajus­tar estos para que los codos me que­den a 90 gra­dos, y se for­man unos nichos debajo donde pongo otras cosas que quiero tener a mano, como mi cal­cu­la­dora, ¡ca chin! Y espa­cio abun­dante para tener mi vaso de agua y mi café con menos riesgo de bañar el teclado.

Des­trás del teclado se asoma Proust que le da un toque poé­tico a toda el asunto.

En solo cinco días no sé si va a ser un estilo de vida que voy a adop­tar defi­ni­ti­va­mente, pero por ahora se siente bas­tante bien.